Last posts

No necesitamos una ley de transparencia

April 7, 2013 / maestro / Uncategorized

Introducción

No necesitamos una ley de transparencia sino voluntad de transparencia.
Todavía estamos académicamente lejos de conocer que beneficio supone para la sociedad que las organizaciones, los gobiernos o las empresas sean mas transparentes.
Pero sí hay un consenso de que mayor transparencia es mejor tanto para la sociedad como para los negocios (excepto para los de los corruptos y los monopolios). Ver gráfica correlacionando corrupción y PIB).
Sin conocer ese beneficio, es más dificil justificar las inversiones en algo que todavía no sabemos medir.
¿ + tranparencia -> – corrupción -> + PIB ?
Apuntando hacia otro lado
Del dicho al hecho hay mucho trecho como dicen mis admirados  compañeros chilenos. Y es, no sorprendente, sino abrumador, la cantidad de organizaciones dedicadas a promover la transparencia …. de los otros.

En España, la situación se agrava y es especialmente sorprendente el debate sobre las obligaciones que establecerá la deseada ley de transparencia (llevamos más de 8 años y 3 gobiernos esperando).

¿Hace falta una ley?
Pongamos un ejemplo para saber si hace falta una ley. ¿Si no hubiera una ley, estaríamos matando a otras personas por ahí o estaríamos robando a su vecino? Estoy seguro que la mayoría no.
Algo así es lo que parecen afirmar muchas organizaciones, partidos políticos y administraciones y empresas privadas cuya transparencia no solo brilla por su ausencia, sino que en algunos casos los resultados en forma de corrupción deberían hacerles saltar todas las alarmas sin necesidad de que exista ley alguna.

Etica mafiosa
El mensaje que destilan en la práctica es: “Si no hay alguien que nos obligue y que nos imponga sanciones lo suficientemente desincentivadoras, no haremos nada.” lo que es lo mismo “Para dejar de matar personas o de robar tenemos que esperar a que nos obligue una policía y una ley.”
Esta moral se me antoja demasiado próxima a la de un delincuente mafioso y absolutamente impropia de organizaciones supuestamente dedicadas a la administración de recursos comunes o a su dirección.

Sin un duro en el bolsillo
Las escusas esgrimidas son de lo más variopintas. Desde el grupo Español de la OKFN nos hicimos una pregunta. ¿Como exigir transparencia para acceder al conocimiento, si no nos aplicamos la propia receta?
Nos preguntabamos si en nuestro camino descubriríamos alguno de esos motivos por los cuales esas organizaciones se parapetan en el oscurantismo.
Pero teníamos un grado añadido de dificultad, es que disfrutamos de una falta total de recursos. Como atribuyen a los resignados Cubanos, “Por el dinero no te preocupes que dinero no hay“.
O sea que el reto era doble, ser transparentes y no invertir un euro en ‘transparencia’.
Pero  esto como dice el maese @javicreus no ha sido un problema sino que es una enorme oportunidad. Si lo conseguimos, y parece que estamos en el buen camino,  la barrera de entrada en el mundo de la transparencia será una barrera moral, pero no económica.

Ofrecer nuestra experiencia en forma de método

Y así nos encontramos que a medida que nos constituiamos, hacíamos unas elecciones, elegíamos una junta,  creabamos grupos de trabajo, preparabamos eventos, algunos solos, otros en compañía de otros, realizabamos el seguimiento de actividades, o simplemente llevabamos nuestras cuentas, podíamos organizarmos, con total transparencia, mediante herramientas gratuitas y casi siempre open source, para que una organización de unas 150 personas, pudieramos actuar con total transparencia y de forma democrática y colaborativa.

Y decidimos exponer todo esto como un método que todavía estamos construyendo, y que de momento denominamos transparencia radical, o en inglés Transparency Radical 4(for) All o TR4A.

Donde nos llevará
¿Como se inicia un viaje de 10000 kilómetros? Dando el primer paso“. No se si llegaremos lejos, pero lo que si estaremos es en condiciones de exigir transparencia a cualquiera con conocimiento de causa, y a poder ayudar a aquellos que quieran iniciar esta senda con la experiencia recogida.

No nos ha hecho falta una ley para ser transparentes, ni falta que hace.

Gracias a @guzmangarmendia por la inspiración y @cabralens por su empuje.

Os invito a echar un ojo y a sumar vuestras experiencias en el wiki de este método ya que es colaborativo.
Puedes acceder desde http://transparenciaradical.okfn.es

Leave a Reply