Last posts

Opendata y transparencia en la actividad de la administración pública

June 23, 2010 / maestro / Uncategorized

El problema de medir sólo en euros
¿Quién no ha oído el bajo nivel que tiene la inversión en I+D en España?.  En el gráfico podemos ver la inversión comparada con nuestro producto interior bruto. 
Es curioso que los déficit estructurales de nuestra  economía se midan prácticamente solo con euros. 
Sin menospreciar la importancia del dinero, especialmente en la época que nos toca vivir , creo que la mejora de nuestras capacidades como economía deben venir más del incremento de la efectividad. 
Y alrededor de ese incremento está la reflexión de este artículo.
Incentivos a la efectividad en el gasto
¿Que fomenta que las inversiones se midan principalmente en euros? Pues que se gaste dinero de forma ineficiente. Que cuando se financie con dinero público cualquier tipo de actividad, (no solo innovación o I+D) lo importante sea que el dinero se gaste, y no tanto que se consigan algún tipo de resultados.
Si alguien consigue financiación y en el curso del proyecto descubre alguna tecnología disruptiva que le permite ahorros trascendentales (p.e. utilizar software libre) esos ahorros rara vez podrán repercutir sobre el innovador, sino que tendrá que devolver la práctica totalidad del ahorro generado (¡Vaya incentivo!)
No estaría mal en esta época de crisis en la financiación pública que se promuevan mecanismos que permitan ese tipo de ahorros.

Propuesta

Para ello estaría bien que si alguien hace una inversión y cumple unos parámetros establecidos, esta entidad pudiera beneficiarse también en parte (por ejemplo el 50%).

Y los resultados

Y una vez ejecutados los proyectos con financiación pública, ¿Hay alguien que evalúe la efectividad de los euros invertidos?. No sólo que se han respetado los conceptos contables de los gastos bajo los que se ha establecido la financiación pública, sino también si el proyecto cumplirá las necesidades para las que fue inicialmente admitido. Si el impacto en la sociedad ha sido el esperado para la inversión realizada.

Un uso inteligente del RISP evitaría casos inauditos

La falta de una apertura real de los datos y de unos indicadores de gestión posibilitan casos inauditos como el que publicaba hace poco el diario El mundo.
Un alcalde de una ciudad española se compra un coche que cuesta el doble que el del presidente de los EEUU, (casi 600.000€, en realidad el coste es por 4 años) y no salga en primera página de varios diarios y sólo nos enteremos cuando lo cambia.
¿Que parámetro operativo de gobierno soporta semejante inversión? La transparencia de estos parámetros operativos vía #opendata  fomentaría que excesos como éste nunca lleguen a producirse. 

Por ello el núcleo no será sólo conocer vía opendata el gasto público, sino también pasar a posteriori el análisis de efectividad para mejorar el uso de los fondos públicos.

Gracias Juantomas por tu enfoque sobre la disrupción.

Leave a Reply